decalogo_ciclista_Cyclolock

El decálogo del ciclista responsable

14 agosto, 2019

5 pautas a tener en cuenta para ser un buen ciclista tanto en ciudad como fuera de ella

La primavera y el verano pueden llegar a ser una de las épocas donde más usamos la bicicleta. Aunque para muchos de nosotros sea nuestro medio transporte habitual, es cierto que mucha gente disfruta de este vehículo en sus tiempos libres y, más aún, con la llegada del buen tiempo. Todos somos conscientes del cambio imparable que viven las ciudades con respecto al espacio y a la contaminación, elementos que propician, cada vez más, la popularidad de las bicicletas. Por esa razón, desde Cyclolock reivindicamos la bicicleta como un medio de transporte ecológico, saludable y barato.

Además de conocer y respetar algunas normas básicas como las que os contamos en el anterior post, creemos conveniente tener en cuenta ciertos consejos que nos permitan disfrutar al máximo de este deporte y que, sobre todo, posibiliten a que las otras personas también puedan hacerlo.

  1. ¡No estás solo!

A la hora de circular en bicicleta a menudo sentimos que los vehículos invaden nuestro espacio. Reivindícalo y sobre todo ten en cuenta que no eres el único que circula, así intenta ocupar el espacio imprescindible para poder circular y sentirte seguro. Ten también presente todas las señales que te encuentres tanto en vías urbanas como interurbanas. Además de informarte sobre cómo actuar en determinados momentos, te darán pistas sobre cómo circular en el entorno donde te encuentres.

  1. Agua y comida: dos básicos imprescindibles

Parece algo básico, pero antes de salir en bicicleta es muy importante tener en cuenta la alimentación, sobre todo en largas distancias. Lleva siempre encima alguna barrita o alguna cosa dulce para poder tomar durante el camino y estar preparado si sufres una bajada de tensión. Otro must que no te puede faltar es el agua para recuperar líquidos y refrescarnos. Cuando hagas alguna salida larga también puedes llevar otro bidón con alguna bebida isotónica para reponer los electrolitos y tener una inyección extra de energía.

  1. Cuida el entorno

Está en el ADN de todo buen ciclista ser respetuoso con el medio ambiente. Cuando hagas una salida en bicicleta recuerda no dejar rastro de tu paso y recoge todos los desperdicios que generes, tanto si circulas por la ciudad como en zonas rurales.

  1. Cuando circules en grupo no olvides al resto

Si eres de los que prefieres salir en grupo antes que hacer una ruta solo en vías interurbanas, extrema la precaución y sitúate siempre en el arcén derecho. Recuerda que nunca se puede circular en forma de pelotón o invadiendo la calzada, sólo en fila de dos. Si esta es tu opción, te recomendamos el vídeo de la DGT donde muestra en su canal de Youtube cómo debemos circular los ciclistas en paralelo.

Además, si durante el camino te encuentras a alguien que necesita ayuda no lo dudes y échale un cable. ¡Nunca sabes cuando lo requerirás tú!

  1. Disfruta siempre del viaje

Por corto que sea tu trayecto, no olvides que la bicicleta es un vehículo para pasar un buen rato. Disfruta el viento y el sol en tu cara, las fragancias que desprenden los prados y los bosques, el sonido del agua o de los pájaros en a cada pedaleo que des y aprovecha para evadirte del día a día y tener un momento para ti. Desde Cyclolock recomendamos el uso de la bicicleta como terapia, así que cuando tengas un mal día no lo dudes y pedalea. ¡Verás qué bien acaba la jornada!